Publicado el 26/02/18

Juntan firmas y piden trabajos de limpieza en Romero tras un caso de hantavirus en un perro

Un caso de hantavirus en una mascota fue detecatado este fin de semana en Melchor Romero, según dieron a conocer en las últimas horas un grupo de vecinos de la zona de 161 y 519, luego de que un veterinario de la zona diagnosticara la enfermedad.


De acuerdo a los datos consignados, se trata de un perro que era criado en una vivienda de calle 161 y 519, una zona en la que según los frentistas “venían denunciando sistemáticamente dificultades barriales como el descuido de las zanjas y una innumerable cantidad de ratas”.

“Este fin de semana, se confirmó lo que tanto temíamos: un caso de hantavirus alcanzó a un perro del vecindario y se encuentra internado aislado, en grave estado. Nos cansamos de reclamar, y lamentablemente pasó lo que dijimos que iba a pasar”, dijo un vecino que se comunicó con eldia.com.

Por su parte, Jerónimo Larsen, vecino de la zona, aseguró que hay petitorio en marcha y se lleva a cabo una juntada de firmas para presentar ante las autoridades municipales.

“Esta vez le tocó a un perro, es muy triste y grave, pero pareciera que están esperando que se contagie un niño o un abuelo para actuar. Sabemos que puede ser fatal”, advirtió.

El perro afectado se encuentra internado aislado y en grave estado, apuntaron.

“Nos cansamos de reclamar, y lamentablemente pasó lo que dijimos que iba a pasar”, dijo un vecino.

Debido a la urgencia del asunto, solicitaron la intervención de la Delegación comunal, de la Dirección de Zoonosis y del intendente Julio Garro.

Desde la Municipalidad aseguraron que “se está investigando la denuncia planteada y se adoptarán las medidas de prevención necesarias en caso de confirmarse la información que trascendió en las últimas horas”.

CRECE LA INQUIETUD VECINAL

Desde que se conoció la noticia en ese sector de Melchor Romero, los vecinos piden medidas preventivas a los funcionarios municipales para evitar que haya un caso humano de hantavirus.

En la zona oeste hubo varios casos de hantavirus en humanos en los últimos años, ante esa situación, los frentistas exigen que se multiplique la presencia de personal municipal para que se hagan tareas de limpieza y prevención, como así también una campaña informativa, ya que buscan saber si la enfermedad que tuvo la mascota puede ser transmitida a los vecinos.

Aseguran en el barrio que “hay numerosos pastizales y los microbasurales fueron ganando terreno en los últimos años. Con este panorama es probable que haya algún problema sanitario serio en la zona”.

Por eso, los vecinos están realizando diversas reuniones para llevar a cabo un reclamo formal que apunta a evitar enfermedades en la población.